1.7.08

goddess in the doorway

Me encantan las chicas lindas comiendo su almuerzo o haciendo tiempo sentadas en la puerta de alguna casa. Ya me pasó con Bárbara Lombardo una vez, en la puerta de mi casa, y después un par de veces más. Ahora fui a comprar unas cosas enfrente y había una re linda en la casa de al lado.
Yo ponerme a hablarles? nahhh

3 comentarios:

Lu dijo...

Por qué no? Porai tenés suerte.

mark dijo...

esta bien.. no hay q interrumpirlas.

SrKaito dijo...

no, es que justamente es un momento de vulnerabilidad donde creo que es el momento perfecto para hablarles, pero no, no puedo, no se empezar una charla.. es terrible

(quien eres, mark, quien eres?)